Funcionario del Ministerio de Salud integrante de banda que traficaba con migrantes

0
706

Un funcionario del Ministerio de Salud de apellidos Murillo Salgado era uno de los miembros que lideraban una organización criminal dedicada al tráfico de migrantes.

Murillo, junto a otras tres mujeres de apellidos Ruiz Umaña, Bejarano Morales, López Martínez conocida como ‘Mamá África’, otro hombre Hernández Salgado alias ‘Tamuga’ lideraban la estructura criminal.

Ellos son parte de los 41 detenidos esta madrugada en la Zona Norte y Sur del país. Las autoridades costarricenses y panameñas hicieron 36 allanamientos en conjunto para dar con los criminales. 

La banda traficaba personas extranjeras provenientes de África, Asia, Cuba, Haití, Bangladesh, Sri Lanka, Angola, Camerún, Nepal, Congo Brazzaville y República Democrática de Congo, India y Angola.

La organización cobraba sumas de dinero entre $7.000 hasta $20.000, dependiendo del país de origen, o el perfil de la persona extranjera objeto de tráfico.

Ambas estructuras criminales (en el Norte y en el Sur), operaban de forma conjunta, teniendo una clara distribución de funciones, logrando el ingreso de las personas extranjeras al territorio nacional.

¿Cómo operaba la organización criminal?

Según explicó la Policía de Migración, las personas traficadas llegaban al continente vía aérea, utilizando como puerto de entrada alguno de los aeropuertos de Brasil, Ecuador, Colombia y Perú; ya en el interior, eran captados nuevamente por la organización para movilizarlos vía terrestre hasta nuestro país. 

Una vez ingresaban al país de manera lícita o ilícita, eran trasladados hasta Liberia, utilizando en algunos casos servicios de transporte público, logrando así movilizar una mayor cantidad de personas de la frontera sur hasta la frontera norte. 

Cuando los migrantes llegaban al norte, eran recibidos por las personas que Hernández Salgado, López Martínez y Murillo Salgado indicaran, para posteriormente trasladarlos en un vehículo de transporte público a casas de seguridad.

Una vez las personas objetos de tráfico estuvieran en las viviendas de seguridad, Hernández, López y Murillo coordinaban sus salidas, y eran distribuidos según el pago que realizaran, a través de diferentes rutas tanto vía marítima, saliendo de Puerto Soley o Playa El Morro hasta llegar a Honduras, y vía terrestre hasta Guatemala, donde eran entregados a miembros de la organización que operan en dichos países.

Con información de Teletica

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí