Situación «trágica» en campo de refugiados en Grecia, según la agencia de la ONU

0
919

El alcalde de Lesbos y la Agencia de la ONU para los refugiados exhortaron el lunes a las autoridades griegas a «descongestionar inmediatamente» el campamento de migrantes de Moria, donde la situación es «trágica» luego de un mortal incendio seguido de disturbios.

Las autoridades griegas confirmaron un fallecimiento y que otros 17 migrantes fueron trasladados al hospital de Mitilene, según el ministerio de Sanidad.

Entre los heridos en el incendio hay varios migrantes de un pequeño comercio ambulante, nueve hombres, seis mujeres y dos niños, entre ellos un bebé.

Pero según los medios griegos, una manta quemada junto a la mujer fallecida contendría residuos de piel que podrían pertenecer al hijo de la difunta, que acababa de nacer.

El alcalde de Lesbos, Stratos Kytelis, reclamó la «descongestión inmediata de nuestras islas y el refuerzo del control de fronteras».

«Una tragedia así puede ocurrir en cualquier momento» en el campo de Moria, declaró por su parte Kostas Moutsouris, el delegado del gobierno del norte del Mar Egeo, al que pertenece Lesbos.

«Es una estructura que acoge más de 12.000 personas de culturas diferentes», añadió en declaraciones a la web newsbomb.

«La situación es trágica», dijo a la AFP Boris Cheshirkov, el portavoz de la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) en Grecia, considerando «extremadamente urgente» acelerar las transferencias hacia el continente.

AFP / Angelos TzortzinisUn niño y un hombre reaccionan después de que la policía lanzase gases lacrimógenos durante los disturbios en un campo de refugiados en Moria, en la isla griega de Lesbos, el 29 de septiembre de 2019

Desde el aumento en las últimas semanas de la llegada de migrantes procedentes de Turquía, el campo de Moria alberga casi 13.000 personas para una capacidad de solo 3.000.

– Refugiados en cólera –

En este contexto, los migrantes del campo provocaron el domingo disturbios y se subieron a los contenedores y a los muros para protestar contra el retraso de los bomberos para apagar el incendio, indicó un periodista de la AFP. Por su parte la policía lanzó gases lacrimógenos.

Este lunes el campo de refugiados más grande de Europa recuperó cierta calma pero había más presencia policial, indicó a la AFP Astrid Castelein, portavoz del Acnur en Lesbos, que estaba en el interior para «ayudar a las familias afectadas por el incendio».

«Muchos policías llegaron hoy, están verificando los papeles de todo el mundo, miran dentro de los contenedores. Todo esto nos angustia todavía más», dijo Farid, un joven afgano contactado por teléfono.

«Muchos refugiados están tristes y angustiados, tienen miedo de un nuevo accidente», dijo desde Moria.

Según Acnur, «el incendio ocurrió en un contexto de aumento de las llegadas» de migrantes desde Turquía.

AFP / Angelos TzortzinisContenedores calcinados en el campamento de migrantes de Moria, en Lesbos, tras un incendio el 29 de septiembre de 2019

En tres meses casi 10.000 personas llegaron a la isla de Lesbos, declaró el ministro adjunto de la protección civil, Lefteris Oikonomou.

«Estamos en un contexto diferente del de 2015 [la crisis migratoria], cuando las fronteras estaban abiertas. Pero desde el acuerdo UE-Turquía [de marzo de 2016] vivimos nuestro peor periodo», añadió en una rueda de prensa.

Las autoridades prometieron una nueva transferencia de 250 personas el lunes. «Intentamos transferir gradualmente los refugiados para vaciar el campo de Moria».

Según Acnur, entre el 2 y el 15 de septiembre 2.150 refugiados fueron traslados dese las islas del Egeo hacia la Grecia continental.

Vía – AFP

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí