Padre de Britney Spears la llamó «gorda», «prostituta» y «mala madre»

0
235

El padre de Britney Spears la llamó «gorda», «prostituta» y «mala madre» poco después de asumir su tutela, y tenía tanto control que gritaba: «¡Soy Britney Spears!», según una amiga cercana a la familia.

Jamie Spears sorprendió a toda su familia cuando «orquestó» la vida de su hija después de que fuera llevada en 2008 a una institución psiquiátrica para evaluar su salud mental, según informó la revista The New Yorker.

«Jamie dijo: ‘Bebé’… y pensé que iba a decir: ‘Te amamos, pero necesitas ayuda», expresó a la revista Jacqueline Butcher, amiga de la familia desde hace mucho tiempo.

«Pero lo que dijo fue: ‘Estás gorda. Papá te pondrá a dieta y te pondrá un entrenador, y volverás a estar en forma», afirmó Butcher, y dijo que los comentarios la dejaron sintiéndose enferma.

Jamie, ahora de 68 años, estaba planeando el regreso de su hija al mundo del espectáculo con como invitada a la serie televisiva How I Meet Your Mother», recordó Butcher, y dijo que [luego de esto] la noticia pronto sería: «Britney ha vuelto».

Pero en lugar de alentar a su hija, la agotaría con el abuso, según alegó Butcher.

«Él le hablaba en su cara, diciéndole que era una prostituta y una madre terrible», dijo Butcher a The New Yorker en una investigación hecha por los periodistas Jia Tolentino y Ronan Farrow.

Jamie le decía a su hija que solo podía ver a sus hijos si seguía sus órdenes, y su madre, Lynne Spears, «era como si dijera: ‘Obedece a papá y te dejarán salir'», recuerda Butcher.

Lynne, ahora de 66 años, se había divorciado de Jamie en 2002, en parte a instancias de su hija después de «años y años de abuso verbal, abandono, comportamiento errático», recordó en sus memorias de 2008, Through the Storm.

La madre de Britney solo aceptó la tutela porque pensó que duraría meses, no 13 años o más, y estaba feliz de que su ex tuviera el control porque haría que su hija se sintiera resentida por él y no por ella, le dijo Butcher a la revista.

Pero cuando Lynne trató por primera vez de decirle a Jamie cómo esperaba que el arreglo funcionara, su ex comenzó a gritar sobre su control sobre la vida de su hija, incluida la limitación del acceso de Lynne, dijo Butcher.

Butcher lo recordó gritando: «¡Soy Britney Spears!» —frase que le oía decir repetidamente durante los primeros años de la tutela, dijo.

Lynne se negó a discutir la situación a profundidad, y le dijo a The New Yorker que tendría que colgar el teléfono si entraba algún miembro de la familia, dijo la revista.

«Tengo sentimientos encontrados sobre todo», dijo la mamá de Britney. «No sé qué pensar. Es mucho dolor, mucha preocupación», agregó.

Butcher, mientras tanto, dijo que se sintió aprovechada al jugar inadvertidamente un papel clave en la primera tutela que se estableció.

Estuvo cerca de Britney durante el «maldito circo» que fue su ingreso en la institución detención psiquiátrica, y luego le contó a los abogados de Jamie muchas de las cosas que vio en ese momento. Dijo que se siente explotada por la forma en que eso se usó en documentos legales para obtener la tutela.

«No sabía cómo funcionaba una tutela», le dijo a The New Yorker. «Se suponía que iba a ser temporal».

Ella esperaba tener que dar testimonio en una audiencia judicial pero en cambio dijo que «todo el proceso fue tal vez diez minutos. Se otorgó la tutela sin siquiera hablar con ella», dijo sobre Britney. «Britney nunca tuvo una oportunidad.»

Te recomendamos: Karol G enloqueció a sus fans tras bailar luciendo un top

La jueza que aprobó la custodia legal, Reva Goetz, quien desde entonces está jubilada, negó el recuento de Jacqueline Butcher, y dijo a The New Yorker que hubo largas discusiones sobre la salud de la estrella y que ella tenía oportunidades de hacer comentarios.

Un representante de Jamie se negó a responder preguntas específicas, pero caracterizó su comportamiento como el de un padre amoroso que salva a su hija de una posible ruina, dijo la revista.

Sin embargo, el representante negó las recientes afirmaciones de Britney de que su padre estaba detrás de que ella tuviera un DIU para evitar que tuviera más hijos.

Fuente: People en Español

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here